La explotación del mar profundo dispara las alarmas ecológicas

Naciones Unidas plantea regular la extracción de recursos del fondo del océano

Los robots que sondean los abismos podrían usarse también en lunas con agua

 

Michele Catanzaro  

En la zona Clarion-Clippertone, en medio del Pacífico, se llevan a cabo desde hace años los primeros ensayos de minería del mar profundo. El fondo oceánico está sembrado de nódulos metálicos ricos de substancias escasas en superficie, por ejemplo, el indio necesario para las pantallas táctiles de los móviles.

Continuar leyendo

Los impuestos pueden mejorar la calidad del aire

Resumen y presentaciones de la jornada organizada por Ecologistas en Acción  sobre cómo utilizar los impuestos para destronar definitivamente a los vehículos diésel y disminuir la contaminación atmosférica

 

10/05/2018

La sala Clara Campoamor del  Congreso de los Diputados acogió ayer una jornada de debate sobre impuestos y calidad del aire. La jornada forma parte la campaña de Ecologistas en Acción ‘Mejor Sin Diésel’, patrocinada por Green Budget Europe, que hace hincapié en la necesidad de grabar más a los vehículos más contaminantes, los diésel.

Continuar leyendo

Impactos “invisibles” de la era digital

 

Cuando pensamos en la era digital probablemente lo primero que acude a la mente son computadoras, teléfonos móviles y otros elementos obvios de lo que se ha dado en llamar TIC: tecnologías de información y comunicación. Parece algo “etéreo”, pero en realidad conlleva enormes impactos ambientales y energéticos.

 

Silvia Ribeiro, Investigadora del Grupo ETC

19/05/2018

Además, la industria digital va mucho más allá de esas primeras imágenes. Es una de las bases fundamentales del tsunami tecnológico que ya está sobre nosotros, pero que difícilmente percibimos en todas sus dimensiones. Entre ellas, por ejemplo, el rápido avance del “internet de las cosas” que se propone sustituir al comercio convencional –incluyendo hasta la compra semanal de los hogares­– ; la tecnología digital que mueve los mercados financieros; las transacciones y monedas digitales; la digitalización de la agricultura, con el uso de autómatas, drones, satélites, sensores y big data, la optogenética que propone manipular seres vivos a distancia; la omnipresencia de cámaras y sensores que se comunican con gigantescas bases de datos, que pueden incluir hasta nuestros datos genómicos; el “internet de los cuerpos” con la digitalización de la medicina y las nuevas biotecnologías, el avance de la inteligencia artificial que subyace a todo ello. Todas son áreas de fuertes impactos – escasamente comprendidos por la sociedad– y la lista apenas comienza.

Continuar leyendo

Enfermos climáticos, una nueva alerta para el futuro de nuestra salud

 

 

 

 

Cada vez hay más muertos en Catalunya por enfermedades respiratorias, más cánceres causados ​​por la contaminación atmosférica y, incluso, más casos de malformaciones congénitas.

 

Josep Cabayol, Siscu Baiges i Ester González, 06/08/18

 

Llegan virus tropicales como el dengue, el chikungunya y el Zika. Aparecen enfermedades de nombres nuevos como la MERS, la fiebre Crimea-Congo o la fiebre de Lassa. El cambio climático y la contaminación están causando indirectamente un nuevo fenómeno sanitario: las enfermedades climáticas. Catalunya no es una excepción. El futuro es incierto.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que se disfruta de buena salud ambiental cuando se ha asegurado un entorno saludable que evite el desarrollo de enfermedades que se pueden prevenir, y así, mejorar la calidad de vida colectiva. Pues bien: todos los datos indican que no la disfrutamos. Según la misma OMS, cada año mueren más de 12,6 millones de personas por la insalubridad del medio ambiente, 8,2 millones de las cuales, por enfermedades no transmisibles que se pueden atribuir a la contaminación del aire: cerebrovasculares, cánceres y neumopatías. Los datos actuales de la OMS sobre salud ambiental son ya absolutamente preocupantes.

Continuar leyendo

Fijación de precios del carbono en la política climática (y 3)

Dos maneras de implementar los precios de carbono globalmente

 

3ª parte del artículo  Fijación de precios del carbono en la política climática: siete razones, instrumentos complementarios y consideraciones de economía política

Traducción* de  Carbon pricing in climate policy: seven reasons, complementary instruments, and political economy considerations

Autores: Andrea Baranzini Jeroen C. J. M. van den Bergh Stefano CarattiniRichard B. Howarth ; Emilio Padilla Jordi Roca

Publicación en Wires Climate Change el 31 de marzo de 2017

* Traducido por Neus Casajuana

 

Se puede alcanzar un precio mundial único de carbono  por medio  de  un impuesto global al carbono o bien un sistema global de comercio de emisiones. El primer sistema establece el precio del carbono directamente a través de una decisión administrativa, mientras que  el segundo establece un tope a las emisiones y asigna los derechos de emisión entre los emisores. El comercio de emisiones resulta en un precio de carbono. Ambos enfoques satisfacen las propiedades generales favorables mencionadas en las secciones anteriores y . Además, cada enfoque tiene ventajas y desventajas particulares, como se explica a continuación. Por lo tanto, no existe una alternativa inequívocamente mejor, lo que explica por qué cada opción tiene sus propios defensores.

Continuar leyendo

Fijación de precios del carbono en la política climática (2)

Además de los  precios del carbono: políticas de innovación, disposición de la información y otros instrumentos

Cuestiones de economía política asociadas al precio del carbono

 

2ª parte del artículo  Fijación de precios del carbono en la política climática: siete razones, instrumentos complementarios y consideraciones de economía política

Traducción* de  Carbon pricing in climate policy: seven reasons, complementary instruments, and political economy considerations

Autores: Andrea Baranzini Jeroen C. J. M. van den Bergh Stefano CarattiniRichard B. Howarth ; Emilio Padilla Jordi Roca

Publicación en Wires Climate Change el 31 de marzo de 2017

* Traducido por Neus Casajuana

 

Además de los  precios del carbono: políticas de innovación, disposición de la información y otros instrumentos

Como ya se insinuó en el Argumento 3 de la sección anterior, dado que los precios del carbono y las políticas tecnológicas son en gran medida mecanismos complementarios, ambos deberían formar parte de un paquete de política climática. En palabras de Bowen (43): “También se necesitan otras políticas, especialmente para promover la innovación y la inversión apropiada en infraestructuras, pero no se puede confiar en ellas para lograr las reducciones necesarias en las emisiones. La fijación de precios del carbono es crucial. “Si bien la fijación de precios del carbono puede internalizar la externalidad del calentamiento global, se necesitan subsidios de innovación para internalizar las externalidades de conocimiento positivas de la innovación, para promover la salida del bloqueo y mantener opciones prometedoras pero costosas.(44), (45) Con solo el precio del carbono, existe el riesgo de que las tecnologías actualmente rentables (p. Ej., La energía eólica) sigan siendo prometedoras, pero las opciones más costosas en las primeras etapas de desarrollo  no puedan sobrevivir (por ejemplo, ciertas tecnologías fotovoltaicas solares). Por otro lado, fomentar una transición baja en carbono a través de la innovación y / o subsidios de adopción / difusión, es decir, sin fijación de precios del carbono, es extremadamente difícil, dado que las externalidades de las emisiones no se internalizarían. Incluso cuando las tecnologías limpias estuviesen  desarrolladas  y fueran ya  menos costosas, las emisiones todavía no decairían suficientemente. Tan pronto como las energías renovables llegaran a ser competitivas, probablemente desencadenarían respuestas en los mercados de combustibles fósiles en forma de precios de combustible fósil más bajos, lo que dificultaría la consecución de los objetivos climáticos. Este tipo de resultado es un caso especial de lo que se conoce como la Paradoja Verde (46-49).

Continuar leyendo