Un manifiesto para salvar al Planeta Tierra (y a nosotros mismos)

El impacto de las acciones humanas en nuestro planeta es ahora tan importante que muchos científicos anuncian una nueva fase en la historia de la Tierra. A las viejas fuerzas de la naturaleza que transformaron la Tierra hace muchos millones de años, incluyendo meteoritos y mega-volcanes, se une otra: nosotros. Hemos entrado en una nueva época geológica, llamada Antropoceno.

 

Por Simon Lewis y Mark Maslin University College London,  7 de junio de 2018

 

Como científicos estamos de acuerdo en que la sociedad ha entrado en una peligrosa nueva era. Pero, ¿qué se debe hacer?

En nuestro nuevo libro, The Human Planet, publicado el jueves, presentamos una nueva visión de cómo los humanos bajaron de los árboles de África para convertirse en una superpotencia geológica.

Argumentamos que para evitar unos cambios ambientales cada vez mayores que causen un colapso social, necesitamos reconocer el increíble poder que posee la sociedad moderna y encaminarla a una nueva forma de sociedad en el siglo XXI.

Continuar leyendo

Ficha/ Resumen nº 3/Junio 2018

El vehículo eléctrico (VE)

Pau Noy y Francesc Sardà

El VE se presenta como un elemento primordial para evitar las emisiones de gases contaminantes en los grandes núcleos urbanos, reduciendo al mismo tiempo el uso de petróleo para hacer frente al cambio climático. La industria del VE reconoce que aún hay obstáculos técnicos para una apuesta definitiva a gran escala, pero asegura que en el futuro la electrificación del transporte privado y público formará parte de la solución para los problemas mencionados.

Continuar leyendo

El mito de la eficiencia

¿Ha oído hablar de que el  sector privado siempre hace  las cosas mejor? Nick Dowson se pregunta por qué esta idea  tiene tantos creyentes todavía.

 

https://newint.org/features/2018/05/01/the-private-sector-efficiency-myth

El mito central del neoliberalismo – “el sector privado es bueno, el sector público es malo” – persiste frente a todas las pruebas en contra.

El sector privado se presenta como mejor, más eficiente, la forma de modernizar … Sin embargo, en todo el mundo, cientos de servicios vuelven a ser de propiedad pública, lo que sugiere que la gente no está comprando la idea  sobre una mayor eficiencia del sector privado.

Continuar leyendo

La bomba de la deuda mundial amenaza con estallar

El endeudamiento fue una medicina vital para salir de la Gran Recesión, pero el abuso del crédito amenaza con inocular el veneno de la próxima crisis

 

David Fernández,  Madrid, 9 Jun 2018

Usted y yo estamos sentados sobre una montaña de deuda pública y privada. La cuota alícuota para cada habitante del planeta es de 21.866 euros. Una bola de nieve gigante y voraz. La factura total asciende a 164 billones de dólares, cantidad equivalente al 225% del PIB mundial. Vivir a crédito fue la salida natural de la crisis financiera. Los préstamos han permitido sufragar los desequilibrios de las cuentas públicas y reanimar el crecimiento. Pero conviene no traspasar determinadas líneas rojas. Un nivel de apalancamiento jamás visto desde la II Guerra Mundial es una bomba de relojería que puede estallar en cualquier momento. Argentina e Italia son dos ejemplos recientes de lo fácil que resucitan los fantasmas mal enterrados. Continuar leyendo

(Re)Evolución inaplazable

La temperatura subirá en Catalunya hasta tres grados a mediados de siglo. O nos preparamos para hacerle frente o nos quemaremos

La temperatura media en Catalunya ha subido a un ritmo alarmante de 0,4ºC por decenio en los últimos 25 años. 1ºC desde 1991. 1,6 desde mediados del siglo pasado. Son datos facilitados por el boletín anual de indicadores climáticos del pasado año. Contando desde 1950, el ritmo es también desaforado: +0,25ºC por década. Y en todo el mundo, de +0,20ºC, con tendencia al alza, que sitúan a los no traspasables +2ºC antes de mediados de siglo.

Continuar leyendo

La ‘maldición de los ricos’ de Europa

Las raíces del malestar europeo hay que buscarlas en la presión migratoria y en el aumento de la desigualdad en renta y riqueza. Falta voluntad política para subir los impuestos a los que más ganan o rescatar el impuesto de sucesiones

 

Ya he escrito con anterioridad (en un tuit) que nadie que recorra Europa Occidental, especialmente en verano, puede dejar de impresionarse por la riqueza y la belleza del continente, así como por su calidad de vida. Este último rasgo es menos visible en Estados Unidos (a pesar de tener una renta per capita más alta), en parte porque el país es más grande y tiene menor densidad de población, de forma que el viajero no se encuentra con el espectáculo de una campiña impecablemente mantenida, salpicada de castillos, museos, excelentes restaurantes con wifi, que sí puede ver en Francia, en Italia o en España.

Continuar leyendo