Intervenciones Jornada Desmontando los mitos de la banca y del dinero para transformar las finanzas

Resumen de las intervenciones en el debate Jornada Desmontando los mitos de la banca y del dinero para transformar las finanzas

 

13 de septiembre 2018, Sala Cibernàrium Edificio MediaTIC, Barcelona Activa.

Grabación de la Jornada https://www.youtube.com/watch?v=yN4qkQBoEJo

Participantes en el debate:

Carlos Barbero, Steinblock Blockchain/criptomoneda. Director & Co-Founder BTC Guardian

Miguel Ángel Fernández Ordóñez, ex Gobernador del Banco de España

Jordi Ibáñez, Fundación Fiare, Banca ética

Susana Martín Belmonte, economista y autora de “Nada está perdido. Un sistema monetario y financiero alternativo y sano

Andreu Missé, fundador de Alternativas Económicas. Introducción y conducción del debate

Jordi Torruella, vicepresidente de AICEC/ADICAE

Jesús Manuel Utrilla, Dinero Positivo

Presentación de la Jornada:

Neus Casajuana, presidenta de revo

 

Conmemoramos los 10 años del comienzo de la crisis financiera. Todos hemos podido comprobar hasta qué punto el sistema financiero en un mundo globalizado puede perjudicar al desarrollo económico de los países y al bienestar de toda la sociedad.

Nos dijeron que, para evitar futuras crisis eran necesarios cambios profundos en el sistema bancario, pero, 10 años más tarde, las reglas del juego continúan básicamente sin cambios radicales y eso nos lleva a pensar que otra crisis futura es posible.

Hemos aprendido las implicaciones que supone para la sociedad tener el encargo o el privilegio de poder crear el dinero, como ahora tienen los bancos. Hemos entendido que el dinero es un bien público, vital para el buen funcionamiento de la economía y de la sociedad. La creación del dinero solo en base a los intereses comerciales nos aboca, tal como hemos comprobado, a la inestabilidad financiera, a las desigualdades sociales y a la impotencia de los gobiernos. Es por eso que nos planteamos ¿quien debe tener el encargo de crear el dinero y en qué condiciones? ¿las entidades financieras, el banco central, los ciudadanos? Qué consecuencias para la sociedad y para el medioambiente tienen las distintas alternativas. Para contestar estas preguntas, hemos invitado a personas con distintas visiones sobre el futuro del sistema bancario, financiero y monetario.

Intervenciones generales a cargo de los conferenciantes

 

Andreu Missé

¿Qué nos ha deparado estos 10 años de crisis?

  • Menos derechos y más pobreza à el modelo no funciona
  • Mayores desigualdades
  • Más hambre en el mundo. Si hasta el 2015 se dieron ciertas disminuciones, desde el 2016 ha aumentado el número total de personas en el mundo que padecen hambre severa, alcanzando hoy aproximadamente 825 millones de personas.
  • Aparición como nuevo actor de las criptomonedas:
    • En 2013, prácticamente no existía comercio
    • En agosto de 2018, 200.000 M de $ (en ene/18, 800.000 M $)
    • Más de 300.000 transacciones diarias
  • España perdió en ayudas a los bancos 48.000 M €
  • A diferencia de otros lugares, en concreto de España, EEUU multó a los bancos por un importe de 246.000 M $
  • El sistema financiero europeo cuesta al contribuyente, cuando va bien y no tiene problemas, unos 60.000 M € cada año
  • Las agencias de calificaciòn salieron indemnes de su error/engaño.
  • El dinero no se crea ni por los Bancos Centrales ni por los depósitos en base al pasivo dejado por el ahorrador. El dinero se crea por los préstamos de un banco a un creditor.
  • Breve referencia al Quantitave Easing, como forma novedosa de ingresar dinero por parte de los Bancos Centrales en el circuito financiero.

Carlos Barbero Steinblock

  • Criptomonedas, una alternativa a los sistemas actuales, pues van de acuerdo con la democracia, los ciudadanos, la libertad de prensa, las TI, los servicios públicos…
  • La libertad nos ha llevado a permitir crear dinero, hacer trampas, mucha desregulación. Pero hasta ahora esa permisión sólo está en manos de los ricos, con las criptomonedas también los pobres podrán escoger hacerlo
  • La tecnología es neutra y permite una mayor descentralización y evita la necesidad de un “tercero de confianza” (una tercera parte al que las dos partes de un contrato, desconocidas entre sí, otorgan un estatus, el de mediador de confianza, que permite que una parte confíe en la otra)
  • La alternativa al actual sistema financiero pasará por la FinTech, basadas en la tenología blockchain
  • Es necesario mitigar la falta de educación financiera:
    • Qué es financiación, crédito, balance…

Podemos

  • invertir o despedir
  • aumentar impuestos o racionalizar los servicios públicos
  • encorsetar o empoderar
  • regular o educar

Si los ricos utilizan las criptomonedas, deberíamos pensar que usarlas nos será beneficioso: es cierto que las utilizan y los ricos no son tontos.

Es preciso dar a toda la ciudadanía las mismas herramientas que tienen los ricos, y que sea la propia ciudadanía la que escoja si su uso es para el bien común o para evadir impuestos.

Es necesario que los Bancos vuelvan a ser mediadores comerciales y que asuman los riesgos de dar créditos o realizar inversiones. Igualmente deben existir organismos independientes (no gubernamentales: es un error que el gobierno controle a los bancos) que controlen a la Banca, concretamente en cómo “imprime” dinero.

Susana Martín Belmonte

Debemos considerar la alternativa de crear dinero desde abajo: Monedas Sociales y Complementarias (MSyC), que pueden ser tanto analógicas como basadas en blockchain.

Dicha alternativa permitirá democratizar la creación monetaria. Ya existen experiencias reales de promotores (asociaciones, cooperativas…) de MSyC.

Que oportunidades y fortalezas aporta la aparición de la MSyC:

  • La aparición de las MSyC ayudan a que esté en el debate público la creación del dinero, hoy exclusivamente en manos de la banca privasa.
  • Generan experiencias: cada MSyC es un intento de crear un modelo monetario alternativo, que espera obtener nuevos y mejores resultados
  • avance por prueba y error, base del método científico
  • Ante la crisis financiera y la contracción generada de la masa monetaria, creación de nuevos instrumentos financieros (wir, monedas sociales en Argentina…)
  • Análisis de experiencias, a través de la Asociación Internacional de Comercio Recíproco, que aúna experiencias de MSyC de más de 100 sistemas y con más de 14.000M $ de negocio reportado.
  • Diversidad monetaria, evitando que los desequilibrios se resuelvan sólo con deflación, como pasa con el euro. Propuestas de Varoufakis para Greciao de Stiglitz para Italia.
  • Alcanzar objetivos de política pública a través de fomentar el comercil local con MSyC

Las MSyC pueden a corto plazo ayudar a resolver problemas, y a medio y largo plazo son una posibilidad real para transformar el sistema financiero actual

Jordi Ibáñez

Es necesario que exista un Sistema Financiero legítimo, con prácticas útiles para la sociedad

Los bancos pueden y deben crear dinero, el problema es que en un sistema capitalista están sujetos a dos bases ineludibles: maximizar los beneficios y responder ante los accionistas (dividendos).

Debemos promover una transición a un nuevo modelo económico basado en el bien común, que tenga en cuenta el medio ambiente, aquellas ocupaciones intensivas en uso de personas y el control del uso de las energías no renovables.

Debemos gestionar la decadencia del actual Sistema Financiero Capitalista a través de la promoción de una economía solidaria y unas finanzas éticas. Es necesario aumentar la regulación del sistema financiero, en concreto mejorando los controles sobre el movimiento de capitales y la aparición de oligopolios

Se debe aplicar una nueva política tributaria, que debe pasar por incrementar los impuestos a las rentas de Capital, suavizando los impuestos a las rentas del trabajo.

Se debe abordar un modelo de trabajo que permita repartirlo entre todos los trabajadores

La creación de dinero debe recuperar su legitimidad, poniéndolo en manos de una Banca Ética, para que el objetivo de esa creación sea útil, ético y sostenible.

Jordi Torruella

Crisis sobre crisis: el ladrillo en España.

El 85 % del rescate a la banca española a sido por culpa de la colusión entre los políticos que recalificaron terrenos y los promotores que especularon con ellos. Se dieron créditos a los promotores, en base a las recalificaciones de terrenos, siguiendo una práctica envenenada per se: las empresas, tras las recalificaciones de los terrenos, piden créditos, si la empresa quiebra por morosa, tanto la empresa como la responsabilidad mueren con ella, lo que lleva a trasladar la crisis a los bancos, y como son demasiado grandes/importantes para caer, socialización de las pérdidas (que fueron ganancias para los promotores) a través tanto de los “preferentistas” como del “pseudo rescate” bancario (48.000 M de €).

Se está repitiendo el esquema especulativo: los incrementos de los alquileres empujan a comprar con hipotecas que pueden preparar una próxima burbuja y una próxima crisis.

Falta educación económica a todos los niveles, especialmente a los escolares y estudiantes, pero no cualquier educación y mucho menos la dada por allegados al propio sistema financiero, como ocurre en ciertas escuelas y colegios.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez

No nos quedemos con que los costes fueron unos 50.000 M €, con efectos presupuestarios a pagar en los siguientes 10 a 15 años, con ser mucho no es tanto como el incremento de deuda pública, cosa que debería indignarnos más, que paso del 40% al 100%: 600.000 M de €.

Ése es el alcance real de la crisis y ese importe es el que deberíamos ter presente para dar fuerza a nuestra indignación.

La anterior gran crisis, unos 80 años atrás, dio lugar a la aparición de totalitarismos, con su triste y conocida historia. La actual está dando pie a populismos.

Debemos contextualizar esta crisis con el siguiente dato, en los últimos 50 años en Europa hemos padecido del orden de 50 crisis financiera de diferente, aunque menor, importancia. Pero a raíz de la última Obama, en el 2008, creo el Consejo de Estabilidad Financiera (Financial Stability Board, FSB, por sus siglas en inglés) en la que tuve el honor de participar, con una propuesta de mayor regulación, concretadas en dos leyes, una para EEUU y otra para UE (ésta última con 10.000 páginas, inmanejable obviamente).

Todo ello nos lleva a que el sistema bancario es el sector más intervenido y regulado de todos. Y el más protegido: seguro de depósitos, intervencionismo del BC para proteger a los bancos. O sea, una especie de sistema soviético super-protector y super-intervencionista.

Existe un evidente mal diseño, donde el sector público (los Bancos Centrales) tiene como principal misión asegurar y el privado se le deja regirse por las leyes del mercado puro… pero no aplicando la “no competencia” al favorecer la concentración en cada vez menos y mayores bancos, y protegiéndolos de la quiebra. En resumidas cuentas, para que este mal diseño no fragilice el dinero, se incrementan la protección y el intervencionismo

Jesús Manuel Utrilla

Se necesita urgentemente educar a la ciudadanía en el Sistema Monetario, especialmente en la creación del dinero:

  • Quién lo crea
  • Cómo lo crea
  • Por dónde se crea
  • Qué implicaciones tiene

El dinero es un bien público básico. De hecho, deberíamos considerar al Sistema Monetario, en tanto que institución, como el Cuarto Poder, a la altura del Legislativo, el Ejecutivo y el Judicial.

Debemos defender la permanencia del Euro por motivos de Seguridad Jurídica: debe prevalecer la necesidad de que contratos, pensiones, políticas… indicados en euros no naufraguen por la crisis del euro.

En el euro debemos diferenciar tres circuitos:

  • Circuito efectivo, manejado por empresas y particulares
  • Circuito interbancario: apuntes entre bancos y apuntes en las cuentas que en el Banco Central tienen las entidades con licencia bancaria
  • Circuito pasivo: el pasivo de las cuentas de los clientes (nosotros, la ciudadanía) depositado en los bancos. Este circuito, que permite que la sociedad pueda seguir operando, es el que hace necesario no dejar caer a los bancos.

El dinero bancario aumenta con la prestación de créditos y se encoge con la devolución (por pago o impago) de créditos. Y ahí radica el riesgo, en el poder que tiene los bancos sobre el montante del dinero bancario (que hoy representa más del 95% de la masa monetaria en la UE)

La alternativa pasa por un circuito único, de las entidades públicas, emitiendo dinero en forma de gasto (en servicios públicos o por medio de dividendo social individual)

Respuestas de los conferenciantes a dos preguntas

 

Preguntas:

¿Deben los bancos crear dinero?

¿Es reformable el actual sistema financiero?

Susana Martín Belmonte

  • El crédito es un gran invento , es una buena forma de crear dinero. El patrón oro acabó siendo un desastre, pero el problema actual es que la creación de dinero a través del crédito esta concentrado en unos pocos grandes bancos, y los objetivos (para qué se crea dinero) son por interés privado y no por interés público.
  • No es viable reformar el Sistema Financiero actual. Dada la fuerza de la banca, es imposible su reforma.

Jordi Ibáñez

Muy de acuerdo con Susana.

  • El dinero bancario son “promesas” del Banco al cliente del préstamo (te prometo que tienes dinero) , al que este cliente paga con ese dinero prometido… No se puede prohibir este “mercado de promesas”, lo que debemos decidir es a quién le concedemos la capacidad de “prometer” ¿a la banca privada, como hasta ahora? ¿a los Bancos Centrales? ¿a emisores de MSyC?
  • Son tan grandes las necesarias reformas del actual Sistema Financiero que lo único que podemos hacer es poner bridas, gestionar su desaparición, transitar de su reforma a la creación de un nuevo sistema financiero.

Jordi Torruella

  • La creación de dinero debe tener una regulación que proteja al consumidor. Una regulación que ayude a devolver, pues de eso se trata, cuando haya problemas adecuando plazos, pagos, etc. Resumiendo una Ley del Consumidor Hipotecario.

Se debe garantizar que la política de ahora “grifo cerrado” sin tener en cuenta el impacto social negativo, ahora “grifo abierto” pero sólo en forma de “pre-concedidos” (el banco se pone en contacto con los clientes que ya tienen dinero para ofrecerles más) deje de ser la estrategia básica de los bancos.

  • Es posible, si se tiene voluntad política y social. Podemos forzar, a través de nuestras elecciones y preferencias, a que las entidades financieras asuman comportamientos y tomen decisiones más éticas y de mayor implicación medioambiental. El individuo no cambia nada, el colectivo si puede cambiar el Sistema Financiero.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez

  • La fragilidad del dinero es el problema, pues aún con las mejores intenciones, se puede provocar una crisis bancaria.

En la medida de que hoy sólo se puede crear dinero a través de la deuda, esta práctica siempre generará crisis financieras, el ciclo empezó antes de la crisis, unos 10 años antes:

Los bancos generan crédito (sólo pueden aumentar la cantidad de dinero a través de la creación de deuda), que para mantenerse exige generar más crédito, y así aún querrá más crédito… hasta que el no poder devolver iniciará una crisis, que generará más crisis con mayor falta de confianza y que desembocará en una crisis global.

Este ciclo de crisis no tiene nada que ver con la existencia o no del patrón oro.

La deuda emitida en todos estos últimos años ha ido a parar en un 15% a inversión y en un 85% al mercado de activos financieros, por lo que se ha convertido en un nuevo factor de crisis.

El dinero frágil y ligado a la creación de deuda es fuente de problemas. La alternativa es un dinero fuerte (el del los BC) y no basado en deuda ni en “promesas”.

  • El gobernador del “primer” Banco de España (Nota de RGC: de hecho lo fue del primer “Banco Central” de España, el Banco Nacional de San Carlos, del que fue fundados y miembro nato de su dirección), Francisco Cabarrús a la pregunta de ¿por qué liberalizar el comercio, tal y como piude Adam Smith, es tan difícil? dijo aquello de que es difícil “Por el interés de unos pocos y la ignorancia de muchos”.

Cambio, sí, pero cuando desaparezca la “ignorancia de muchos”. Las redes sociales, que pueden ser negativas, tienen algo muy positivo, y es aflorar cambios como el #metoo. Es posible que igual que ahora nadie calla antes esos casos, un día nadie calle ante ese “interés de unos pocos”.

Jesús Manuel Utrilla

  • El € lo debe crear la sociedad, debería ser el demos, mediante una institución pública emisora, creando dinero a través del gasto o del dividendo social, más un pequeño sistema de créditos, asociado al Banco Central, para otorgar la necesaria flexibilidad al sistema monetario.

Cuando la Banca Comercial crea dinero a base de deuda, introduce un sesgo favoreciendo a determinados receptores del crédito y genera un sistema piramidal en el que nos mete a todos.

  • ¿seremos capaces de fundar la institución que pueda crear y gestionar el euro ciudadano?

Respuestas de los conferenciantes a preguntas del público

¿Estamos ya muy cerca de la sociedad cashless?

Carlos Barbero Steinblock

Creo que billetes y monedas son útiles y deben seguir existiendo. Es posible que alguien esté interesado (los que quieran monitorizar todo los flujos: fraude fiscal, economía sumergida) en que su desaparición. El bitcoin precisa de un dispositivo electrónico ¿qué hacemos con la gente que no lo tiene?

Susana Martín Belmonte

¿Por qué cashless? Los bancos tienen interés en que así sea, porque lo ven en su beneficio.

Por otra parte, el dinero digital puede cambiar la esencia del dinero y del sistema financiero. Si todo es digital no existiría restricción de liquidez (los bancos no necesitan efectivo), y en el límite los bancos acabarían no serían necesarios y cualquier actor solvente puede crear dinero. Debe ser a cambio de empoderar la ciudadanía.

Jordi Ibáñez

El dinero efectivo en la UE es tan poco relativamente (3% del total de la masa monetaria) que prácticamente sería lo mismo. El único problema es que los que no tengan acceso telemático, a los que se les debe ofrecer alguna alternativa.

Jordi Torruella

El dinero de plástico comporta problemas:

  • Exclusión financiera, especialmente en pequeños pueblos
  • Gente que no pueda tener una cuenta bancaria
  • Coste de las tarjetas, repercusión en el coste de productos y servicios
  • No tiene por qué eliminar el fraude fiscal.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez

No se debe imponer por lo expuesto por Jordi Torruella.

El efectivo es una importante competencia a las tarjetas, su desaparición puede provocar un fuerte encarecimiento del servicio de tarjetas

Jesús Manuel Utrilla

Es mejor diversificar los riesgos, no depender exclusivamente de lo digital.

Se puede producir una pérdida de referencia simbólica. El efectivo permite tener una referencia al dinero soberano, al dinero emitido por el demos político a través del Banco Central.

Los Bancos Centrales están analizando la posibilidad de emitir una especie de dinero digital efectivo (Central Bank Digital Currency, CBDC por sus siglas en inglés). Es posible lo podamos ver dentro de poco.

Respuestas de los conferenciantes a preguntas planteadas por el moderador Andreu Missé

Andreu Missé solicita que los conferenciantes contesten a una de las siguientes preguntas

¿En qué medida vuestra propuesta puede facilitar la transición energética, favorecer políticas contra el cambio climático…?

¿En qué medida vuestra propuesta puede reducir las desigualdades?

Carlos Barbero Steinblock

Contesta a la segunda. Cualquier MSyC, analógica o tecnológica, puede ayudar a romper la lógica de que el dinero va siempre al dinero. La tecnología blockchain puede ayudar a atenuar la actual desigualdad social ayudando a crear, por ejemplo, economías circulares, excluyendo a los bancos.

Susana Martín Belmonte

Sobre la primera cuestión. Las MSyC pueden ayudar a reducir problemas ambientales, al poder eliminar los intereses quitando así presión sobre el imperativo de crecimiento económico. Igualmente pueden crear medios para financiar aquello que queramos que prospere, como proyectos de transición energética, comercio km 0…

Jordi Ibáñez

Sobre las dos cuestiones. Al existir otro tipo de Banco, la Banca ética, habrá impacto positivo en el tipo de economía al apoyar, por ejemplo, transición a otro modelo productivo -con claro impacto tanto en atenuar el cambio climático como en reducir la desigualdad social), economía social y solidaria, apoyo al consumo ético, alternativo y sostenible. Actualmente estamos hablando de que la banca ética gestiona en la UE 30.000 M €, y si su negocio se escala, puede garantizar una alta capacidad de transformación con un menor riesgo.

Jordi Torruella

Contesta a la segunda. Desde el punto de vista de los consumidores, se detecta un cambio en la sociedad: la gente pregunta cómo invertir por conciencia social, cambia los hábitos de consumo, también sobre los productos financieros. Demanda cómo, en qué, por qué, dónde ira a parar su dinero.

Lo que debemos conseguir es que la Banca comercial sea más ética.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez

Contesta a la segunda. Hoy tenemos una globalización sin contrapartidas. Un Cambio tecnológico bueno, pero con graves implicaciones. Concentración bancaria. Y un retroceso en temas fiscales y sindicales, sin saber encontrar sustitutos.

¿acabar con las crisis bancarias ayuda a luchar contra la desigualdad? Sí: recordemos quién ha sufrido esta última crisis bancaria.

Además de la debida reforma bancaria, es necesario desligar el dinero a la deuda. De todas maneras, la desigualdad no es un tema reducible exclusiva o esencialmente a los problemas del sector bancario.

Jesús Manuel Utrilla

Sobre las dos cuestiones. ¿Un euro de emisión pública sería mejor que un euro de emisión privada? Sí, por tres razones:

  • La emisión privada, basada en deuda, fuerza un crecimiento patológico
  • El señoreaje, que es la potestad del que emite, y que si es público se puede dedicar a gasto e inversión, pero no cualquiera, si no:
    • Lucha contra el cambio climático
    • Transición a renovables
    • Lucha contra la desigualdad
  • Al no tener los bancos privados la capacidad de crear dinero mediante apuntes, y necesitar de nuestro dinero para funcionar, podríamos imponer condiciones para depositar en ellos nuestros ahorros.

Cierre a cargo de Andreu Missé

Tres ideas, que, aunque no a modo de conclusión, pueden recoger el espíritu de esta conferencia:

  • El sistema financiero actual está agotado.
  • Amplio abanico de alternativas: Banca ética, blockchain, nuevas funciones de los Bancos Centrales, MSyC… Cabe remarcar la compatibilidad entre las diversas alternativas. Más que enfrentadas, pueden ser complementarias.
  • Amplio consenso de alguna manera implícito en lo aportado por los conferenciantes de que el sistema se puede cambiar.

Por la transcripción, Rafael Granero Chulbi.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *