Por algo se debe empezar decir basta

Discurso de Marina Garcés en la manifestación ‘Ampliaciones, no. Por el clima, la salud y la vida ‘del domingo 19 de septiembre, convocada por Zeroport y la Red por la Justicia Climática

Y esta cosa, hoy, es la ampliación del aeropuerto del Prat, aeropuerto de Barcelona, ​​aeropuerto Josep Tarradellas. Tiene algún otro nombre? Sí, también se dice Barajas y Palma y Girona y Reus. Y todos los nombres de una geografía que no se quiere doblar al dictado de los beneficios a corto plazo para unos cuantos.

Decimos basta. Porque no venimos de la normalidad ni queremos volver. La travesía de una pandemia y del esfuerzo colectivo que ha supuesto no se merece volver al mundo que la ha provocado.

“Más calabacines y menos aviones”, dice uno de los eslóganes que circulan estos días. No es una ingenuidad; es una verdad que no cuesta nada entender: una sociedad con futuro es aquella que puede cultivar su presente, su tierra y su gente.

Dicen las voces del poder que decimos NO porque no sabemos imaginar el futuro. Que somos unos campesinos, unos bonistas o unos frustrados y perdedores que sólo saben decir NO en nombre de cuatro patos. La Ricarda: se hacen fotos pero se ríen. ¿Qué es un humedal, una playa, un delta o un camino junto al mar junto a sus planes de futuro?

Lo que no quieren entender, lo que los hace demasiado miedo entender, es que nuestro NO lo que dice es BASTA. Que en catalán también significa MUY y significa BASTANTE. Tenemos suficiente vida, suficientes ideas, bastante ganas, suficiente conocimiento y bastante mala leche … para decir BASTA de tomarnos el pelo en nombre del interés común.

Decir BASTA es tener capacidad de lucha y de convicción, como muestran hoy las columnas, las personas, los colectivos, etc., que hoy están aquí.

Decir BASTA es entender en qué mundo vivimos y tener argumentos para defenderlo, como han escrito muchas manos estos días y como explicarán las personas que hablarán a continuación.

Decir BASTA es no caer en la trampa del capitalismo que se viste de verde.

Decir BASTA es no dejarse confundir por el tacticismo de los partidos políticos y los medios de comunicación. Nos da mucha vergüenza: gracias, políticos, por no haber venido a la manifestación. Haced vuestro trabajo y dejad que las luchas sean de quien se las cree.

Y para terminar una pregunta:

¿QUIÉN quiere el aeropuerto? La respuesta la sabemos: la patronal y los que trabajan para ellos a sueldo público. “Follow the money”, dice la consigna. Sigue la pista del dinero y entenderás el mundo. No son sólo unos metros de pista. Son muchos negocios, inversiones y pactos lo que hay aquí detrás. Lo que hay que preguntarse es: ¿por qué les interesa tanto? ¿Por qué juegan todos? Dicen que es un conflicto entre modelos. No, es más sencillo: es una guerra entre clases sociales y sus intereses.

Cuando los obreros rompían y saboteaban las máquinas, no estaban contra las máquinas. Estaban contra aquellos que los explotaban con ellas. Nosotros no estamos contra los aviones: queremos aviones para ir lejos a conocer, estudiar o acompañar personas queridas. Queremos aviones para huir. Aviones para cooperar. Aviones llenos de ideas de otros mundos. Aviones para que puedan llegar aquellos que necesitan refugio o necesitan migrar.

¿Es este el futuro de riqueza que nos prometen los que quieren ampliar el aeropuerto? Está claro que no: más business, más competitividad, más trenes para pobres, más fronteras, más turismo masivo, más control, más trabajos precarios, más pandemias.

Sus negocios de futuro no son nuestros caminos de presente ni sus ampliaciones la base para volar hacia una vida más digna. En lucha por el clima, la salud y la vida, hoy desde toda la geografía decimos NO a la ampliación del aeropuerto porque decimos BASTA a la destrucción de la vida.

https://www.elcritic.cat/opinio/marina-garces/per-alguna-cosa-sha-de-comencar-a-dir-prou-103353

Print Friendly, PDF & Email

Un comentario

  1. Josep Busquets Urpí

    Radical i clara. Si cal fer pedagogia és això, amb arguments per pensar i activar-nos per actuar. Gràcies Marina.

    Pep

Responder a Josep Busquets Urpí Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *